Inicio Más Artículos Interesantes ¡Increible! Parece una playa, pero…

¡Increible! Parece una playa, pero…

722
0
Compartir

Desde lejos parece una playa llena de rocas, pero si prestas más atención, vas a ver que aquello no son rocas. La verdad es que se trata de una cosa muy distinta.

Aquello que ves en esta playa son morsas perdidas. Aproximadamente 35 000 morsas se observaron en la costa cerca de Pont Lay en Alaska. Los efectos de un brusco cambio climático impactan de una manera negativa los hábitats naturales de estos animales.

Las morsas viven normalmente en aguas poco profundas. Utilizan placas de hielo que flotan en el mar con fines de reproducción y para descansar entre sus inmersiones en busca de alimentación. Desgraciadamente, dado el calentamiento global, las placas de hielo más grandes están siendo empujadas mar adentro, haciéndose inaccesibles para las morsas. Esto resulta en situaciones como la que vemos en la foto.

Los animales fueron localizados durante un estudio anual de mamíferos marinos. Los cambios climáticos provocaron una reducción drástica de la cantidad de hielo en las zonas costeras, donde las morsas viven. Tal como las morsas, también otros mamíferos marinos no pueden nadar sin descanso y usan placas de hielo para reposar entre sus inmersiones en el agua.

Esta no fue la primera vez que un grupo de morsas como este se observó en la playa. La misma situación se dio en 2009 y 2011.

El futuro no es de color de rosa para las morsas. Si no se adoptan medidas para mitigar los daños provocados por el cambio climático, la misma situación podrá repetirse cada vez más frecuentemente. Según los datos proporcionados por la Agencia Japonesa de Exploración Aeroespacial (JAXA – The Japan Aerospace Exploration Agency), la cantidad de hielo actual se ubica como la quinta más baja en los récords de disminución del hielo. Mientras tanto, las 35000 morsas permanecen varadas en la costa.

Dejar un comentario

Sé el primero en comentar!

Notify of
avatar